Prótesis fija

/

Las prótesis fijas, son prótesis completamente dentosoportadas, que toman apoyo únicamente en los dientes.

El odontólogo desgasta los dientes que servirán como soporte, denominados dientes pilares y situados en los extremos de cada zona edéntula (sin dientes), en los cuales irán cementadas las prótesis fijas cuidadosamente ajustadas. Para ello en la clínica, el odontólogo tomará impresiones y registros de mordida que posteriormente nos enviará al laboratorio donde vaciamos, o positivamos, las impresiones en yeso, y confeccionamos sobre los modelos resultantes las estructuras de la prótesis fija con cera.

Estos encerados se incluirán en revestimientos especiales resistentes a altas temperaturas, y se procede al colado en metal con distintas aleaciones (Cromo Cobalto, metal precioso o semiprecioso). Actualmente realizamos el diseño de las estructuras mediante CAD/CAM (es la abreviatura inglesa de CAD (diseño asistido por computador) y CAM (fabricación asistida por ordenador)). El último paso será el de montar y cocer la cerámica sobre las estructuras metálicas. También confeccionamos las estructuras sin metal, utilizando materiales translucidos y con una base del color del diente, que facilitan la integración de la prótesis, obteniendo unos resultados espectaculares. Estas estructuras son de Disilicato de Litio o Zirconio y tienen un elevado grado de bio-compatibilidad.

Se realizarán varías pruebas en boca, y tras conseguir los tres objetivos esenciales de una prótesis, el odontólogo cementará en boca el resultado, sin que este pueda ser retirado por el paciente.

protesis-fija